Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redacción Fútbol escriba una noticia?

Argentina, obligada a no fracasar en el Mundial de Brasil

06/06/2014 11:30 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

Los argentinos usan una frase callejera para describir la encrucijada de la selección cuando dicen que el Mundial Brasil-2014 será "la gloria o la cárcel", disyuntiva de ganar la Copa o caer de nuevo en el infierno.

La ansiedad los carcome porque hace 28 años que la 'albiceleste' no gana el torneo y han pasado 21 años desde que una selección absoluta obtuvo su último trofeo, la Copa América de Ecuador-1993.

No serían fanáticos sino pensaran de ese modo en un país tan apasionado y orgulloso por el fútbol, pero la mirada es diferente si se escucha a un analista agudo como Jorge Valdano, campeón en México-1986.

"El fútbol argentino perdió el amor por la pelota. Es un signo de decadencia en un fútbol que ha perdido vigor. Cada día salen menos jugadores distintos (buenos). Creo que hemos retrocedido", pregona Valdano, un intelectual de la pelota.

- Sin amor por la pelota y decadencia -

Argentina cuenta con un arma de destrucción masiva como Lionel Messi (FC Barcelona) y poderosos hombres de ataque como Sergio 'Kun' Agüero (Manchester City), Angel Di María (Real Madrid) o Gonzalo Higuaín (Nápoles), pero se la nota descompensada.

image

"En la defensa no se ve un jugador con don de mando y capaz de imponer un cierto orden. (El seleccionador, Alejandro) Sabella va a tener que trabajar mucho en el funcionamiento", señala Valdano.

"No hay un (Daniel) Passarella (capitán y campeón mundial en Argentina-78) o un Oscar Ruggeri (campeón en México-86), gente que a grito limpio sea capaz de despertar a los compañeros y de organizar los momentos comprometidos de un partido", describe el exjugador, exentrenador y exdirector general de Real Madrid.

Triunfalistas pero nostálgicos, los hinchas añoran a Maradona, a Mario Kempes (campeón y goleador en Argentina-1978) y a varias generaciones de aguerridos defensores y jugadores de fina estirpe, cuya técnica deslumbraba.

En medio de tanta mediocridad, a Sabella y Messi se los ve con los pies sobre la tierra.

"Estamos para ganar algo. Pero los equipos a seguir son Alemania, Brasil, España y Francia", afirma la 'Pulga', que a los 26 años jugará su tercer mundial, tras Alemania-2006 y Sudáfrica-2010, ambos acabaron con una triste eliminación ante los germanos.

Sabella dice sobre Messi que "por más bueno que sea, por más extraordinario, siempre necesita del apoyo del equipo, de equilibrio, de solidez".

- Entra Demichelis, sale Banega -

image

La lista final de 23 jugadores de Sabella tuvo como sorpresa la ausencia de Ever Banega (Newell's). El entrenador rehusó dar explicaciones en público, pese a que el volante mantiene una gran amistad con Messi y el resto del combinado.

Incluyó también a último momento al defensa central Martín Demichelis (Manchester City), desde hace tiempo fuera de las convocatorias, y confirmó a Sergio Romero en la portería, pese a que no es titular en el AS Mónaco y tampoco goza de un consenso entre los hinchas.

Por ahora, la defensa titular la ocupan Pablo Zabaleta (Manchester City), Federico Fernández (Nápoles) Ezequiel Garay (Benfica) y Marcos Rojo (Sporting).

La pareja de 'doble cinco' para contención y primer pase que suele armar Sabella se muestra inamovible, el veterano Javier Mascherano (FC Barcelona) y Fernando Gago (Boca Juniors), recuperado de una lesión de ligamentos, la forman.

Afuera de la Copa del Mundo quedó Carlos Tevez, reclamado por la gente como 'el jugador del pueblo', goleador y campeón con la Juventus de Italia. En este caso, Sabella tampoco dio explicaciones.

Para atacar están los 'cuatro fantásticos' (Messi, Agüero, Di María e Higuaín), aunque si los 'gauchos' pasan, como sería normal, el grupo F que dirime con Bosnia, Irán y Nigeria, Sabella podría sacar a relucir su esencia conservadora con cambios tácticos a partir de octavos de final.

En un amistoso preparatorio, Argentina goleó el miércoles a Trinidad y Tobago 3-0, pero a media máquina, cuidando las lesiones y sin brillar.

Si otra vez Argentina se vuelve a casa con las manos vacías, los hinchas los esperarán con el traje de presidiario de la antigua cárcel de Devoto en Buenos Aires. Metafóricamente, claro está.


Sobre esta noticia

Autor:
Redacción Fútbol (17570 noticias)
Fuente:
AFP
Visitas:
7025
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.