Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Diasporaweb escriba una noticia?

Trump impone su "Constitutuit" a todos

06/04/2017 03:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

Trump está convencido que no necesita los medios de comunicación porque los considera mentirosos pero durante su campaña dio 16 ruedas de prensa. Ante la abundancia de material en Twitter, la revista Time realizó un análisis de su comportamiento y comprobó que Trump ha cambiado sus hábitos de legis

En su primer mes como presidente, Donald Trump se ha expresado en tuits. Hasta ahora ningún presidente ha gobernado con tuits. Va  a cambiar la Constitución de los Estados Unidos? . Pues parece que sí. De ahora en adelante se llamará la "Constituits".

Con más de 200 tuits en menos de un mes de gobierno –con un promedio de 8 posteos al día– es uno de los mandatarios que más ha escrito de esa forma para gobernar.

Ante la abundancia de material, la revista Time realizó un análisis de su comportamiento en Twitter y comprobó que Trump ha cambiado sus hábitos de legislador desde que asumió la Presidencia.

Trump está convencido que no necesita los medios de comunicación para transmitir su mensaje y aunque durante su campaña dio 16 ruedas de prensa superando en creces a su rival Hillary Clinton, evadió preguntas y en una de ellas incluso expulsó al reportero de una casa editorial. 

"México", "frontera" y "falso", significan ahora para Trump exactamente lo mismo, algo no digno de confianza y a poder ser algo de de México o algún país musulmán. Así, hay palabras que antes, cuando era candidato, sus tuits eran solo mensajes ahora son "proyectos de ley" y los escribe con mucha más frecuencia desde que es presidente. Las palabras que más tuitea desde que asumió el poder –y que dan cuenta de los temas que más captan, por el momento, su atención– son: "Falso", "NY Times",   "Frontera", "Muro", "Trabajos" y "Demócratas".

 

Por el contrario, hay cinco palabras prohibidas en la nueva "Constitutuits" que son: "Mujer", "Hillary", "Desastre", "Arreglada" y "Amor". 

Para Trump la mentira está constutuída por todos los medios y principalmente por la televisión y sus comentaristas que son los mayores enemigos de todos los ciudadanos honrados. 

"Legisla" a horas de la mañana entre las 6 y las 9 a.m., cuando ve la TV y la prensa para responder a mentiras. 

Las horas en que el presidente tuitea durante el día, han sufrido un ligero cambio: Ahora escribe más temprano que antes y ya no lo hace después de la medianoche. 

Entre las 6 a.m. y las 9 a.m.  así como las  6 p.m. y a las 9 p.m.  son sus horas favoritas y se puede decir que es el nuevo horario de la presidencia en el despacho oval de la Casa Blanca. Sus actividades oficiales son a cualquier hora en la que no tuitea.

Teniendo en cuenta lo ante dicho y pocas cosas más  la rutina del mandatario la ha descrito The New York Times : "Se levanta antes de las 6 de la mañana, mira la televisión sintonizada en un canal de cable, primero en la residencia y más tarde en un pequeño comedor en el ala oeste, y ve los periódicos de la mañana: The New York Times, The New York Post y The Washington Post". A todos estos periódicos se les ha olvidado las horas de tuiteo y encierran una contradicción : el presidente odia a los periodistas y si se guía por ellos significa que Trump está mintiendo a su pueblo.  

 Según los medios, el Sr. Trump, no lee libros, es capaz de terminar sus veladas a las cuatro de la mañana con un montón de televisión aunque esté dormido. Entonces se va al Despacho Oval  y firma órdenes ejecutivas (sin leerlas, puesto que no sabe leer )  y tiene importantes  reuniones en el ala oeste.

De su vida amorosa es de lo que se sabe poco. Sus idilios con jovencitas parecen haber quedado atrás. A las chicas jóvenes no les atrae el sexo en tuits. Habrá que inventarse algo.El fenómeno Trump es algo "grotesco" y "peligroso", inimaginable en pleno siglo XXI.

Desde Abraham Lincoln no ha habido ningún presidente en la Casa Blanca que haya dicho tantas frases para no dar un mensaje importante para todos

El búlgaro Christo Komar nos regaló a un troglodita Trump tirando de la trompa de un elefante (el símbolo de los republicanos). 

 

Nadie sabe con certeza cuántas caricaturas se han publicado sobre Donald Trump desde que se postuló a la Casa Blanca, pero los dibujantes mexicanos coinciden en que generó un fenómeno pocas veces visto y que se le puede hacer frente con el arma del humor. Los periódicos de todo el mundo y las redes sociales han difundido miles de caricaturas políticas que en su mayoría ridiculizan las acciones y la persona de Trump.

""Es una vergüenza que nos obliga a revisar la aplicación de la democracia, la manipulación mediática y los valores de nuestra sociedad", consideró un humorista gráfico, quien ha obtenido más de 160 premios y menciones internacionales.

"La caricatura toma nuevamente un papel fundamental en nuestra historia: denuncia, señala, alerta, crea conciencia, invita a la reflexión. Y nos colocamos con toda responsabilidad en el frente de batalla, pluma en mano", añadió.

Antonio Helguera, que es parte del equipo de caricaturistas del diario La Jornada y de las revistas Proceso y El Chamuco, ha publicado decenas de dibujos que ridiculizan a Donald Trump, pues le parece tan ineludible hacerlo como haber vivido en los años 30 del siglo XX y no hacer caricaturas de Adolfo Hitler.

 

"Lo de Trump es parecido a lo que sucedió con expresidente mexicano Vicente Fox (2000-2006): al principio era muy regocijante y bastante entretenido para nosotros los 'moneros', pero me temo que va a pasar lo mismo que con Fox, que al poco tiempo estábamos hartos de él. Por lo menos yo, recuerdo que a la mitad del sexenio ya no quería saber nada de él", expresó Helguera.

El dibujante de La Jornada dice que con la difusión que se alcanza a través de las redes sociales la caricatura puede funcionar como una bandera contra los abusos de ciertos personajes o ciertas situaciones. "No es un tema menor porque Trump es un enemigo abierto y declarado contra la libertad de expresión. Tiene un pleito de todos los días, a través de su Twitter, contra el New York TimesWashington Post y CNN", afirmó Helguera.

"Entonces es importante que lo caricaturicemos todos, en todo el mundo, y que nuestros cartones circulen por todas partes más allá de nuestros medios, como un símbolo de que el tipo no puede detener la libertad de expresión ni en Estados Unidos ni en otra parte del planeta. El humor político siempre ha sido un arma ideológica bastante poderosa y en circunstancias así es cuando más se necesita".

Para el historiador especializado en caricatura mexicana Agustín Sánchez González, el fenómeno que ha desatado el presidente de Estados Unidos no es nuevo y es natural para "un tipo bravucón, arrogante, grosero y un hombre muy feo y muy fácil de caricaturizar".

Sin dejar de precisar que se trata de circunstancias diferentes y contextos muy distintos, Sánchez González recuerda que hombres como Francisco  Franco, Adolfo Hitler y Benito Mussolini también han inspirado miles de caricaturas críticas. La explicación, considera, es que ante la agresión el humor siempre ha funcionado como una forma de defensa.

Su último escándalo fue con el senador republicano John McCain, de quien dijo que no merecía ser considerado un "héroe". Este domingo se negó a disculparse por sus declaraciones en el programa This Week de la cadena ABC.

 

 


 


Sobre esta noticia

Autor:
Diasporaweb (1595 noticias)
Visitas:
3487
Tipo:
Reportaje
Licencia:
Creative Commons License
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.