Globedia.com

×
×

Error de autenticación

Ha habido un problema a la hora de conectarse a la red social. Por favor intentalo de nuevo

Si el problema persiste, nos lo puedes decir AQUÍ

×
cross

Suscribete para recibir las noticias más relevantes

×
Recibir alertas

¿Quieres recibir una notificación por email cada vez que Redacción Fútbol escriba una noticia?

River Plate termina con la sequía internacional y grita campeón en Sudamericana

11/12/2014 10:50 0 Comentarios Lectura: ( palabras)

image

River Plate de Argentina derrotó 2-0 a Atlético Nacional de Colombia y se consagró campeón de la Copa Sudamericana-2014 este miércoles en el estadio Monumental de Buenos Aires, en su primer título internacional tras 17 años de sequía.

Gabriel Mercado, a los 54 minutos, y Germán Pezzella, a los 59, ambos de cabeza, fueron los autores de los dos tantos para el equipo del DT Marcelo Gallardo.

"Le doy las gracias a estos jugadores porque interpretaron cómo había que jugar. Hicieron un gran esfuerzo. Fueron muy solidarios", declaró el entrenador apenas terminado el partido cuando el Monumental estalló de alegría.

El triunfo del equipo 'millonario' selló la conquista de la Copa Sudamericana-2014, tras el empate 1-1 en el partido de ida de la final el miércoles pasado en Medellín.

River volvió a consagrarse en el orden internacional desde la obtención de la extinta Supercopa Sudamericana de 1997, en lo que fue su sexto trofeo en el plano exterior, con un palmarés que incluye las copas Libertadores 1986 y 1996, la Copa Intercontinental-1986, y la Copa Interamericana-1986.

image

"Me siento muy orgulloso por haber logrado esto, por haber venido a este club e iniciarme como jugador, y ahora, desde otro lado vivir esta alegría", agregó y con voz entrecortada dedicó el triunfo: "esto es para mi vieja (madre)", fallecida dos semanas atrás.

De su lado, Atlético Nacional se quedó con las ganas de volver a ser campeón de un torneo internacional desde la obtención de la Copa Merconorte-2000, a la vez que volvió a ser postergado en la Copa Sudamericana, doce años después de perder la final frente a otro argentino, San Lorenzo.

En el comienzo, ambos intentaron restar espacios al rival desde la presión, lo que deparó un arranque deslucido, muy trabado, plagado de roces y fricciones, y por esa vía llegaron las primeras ocasiones, para River con un tiro libre de Pisculichi que obligó al esfuerzo del arquero Armani, y el once colombiano con un remate de larga distancia de Cardona que se fue alto.

- River empieza a inclinar el trámite -

Dentro de esa pulseada, River empezó a inclinar el desarrollo en su favor a partir de una dinámica mayor, y aunque varias veces dividía el balón con pelotazos, la presión en la salida le permitió generar errores en el conjunto colombiano.

Así, Armani empezó a vestirse de figura, con excelentes intervenciones para ganarle el duelo personal a 'Teo' Gutiérrez, ya que el arquero se estiró para sacar un formidable derechazo del delantero colombiano de River y luego le atajó un cabezazo en palomita, además de una fantástica estirada para salvar su valla en un mano a mano.

image
Más sobre

Hasta la media hora, el equipo colombiano casi no lograba soportar el empuje del local, pero en los últimos minutos de la primera mitad encontró huecos para salir del asedio, sobre todo cuando Ruiz hizo valer su potencia y velocidad para explotar la espalda de Mercado.

Precisamente Ruiz tuvo una gran ocasión con una buena acción individual, pero su remate salió al lado del poste izquierdo, y poco después Cardona apareció solo por el centro, aunque esta vez se topó con el arquero Barovero, que desvió con un pie su remate al córner.

Convencido de sus posibilidades, Atlético Nacional entró a jugar el segundo tiempo con una actitud renovada, decidido a discutirle la posesión del balón a River y con la misión de encontrar espacios por los laterales.

- Mercado abre la cuenta para River -

Sin embargo, el que consiguió desequilibrar la balanza fue River, que encontró la apertura en un cabezazo certero, al ángulo, de Mercado, tras un tiro de esquina ejecutado por Pisculichi.

Sin darle tiempo a la reacción, River volvió a percutir sobre el alma del equipo colombiano, con el segundo tanto, que llegó cinco minutos después en una acción calcada del primer gol, pues Pisculichi volvió a patear el córner y Germán Pezzella encontró espacio en las alturas con un frentazo esquinado para vulnerar la defensa colombiana y establecer distancias definitivas.

Quedaba media hora y en ese lapso el equipo colombiano intentó descontar, pero no tuvo variantes ni encontró caminos para achicar margen frente a un River que, una vez más, mostró su capacidad de recursos para salir bien parado de momentos desfavorables, y para desequilibrar incluso cuando las circunstancias se le hicieron más complejas.

Con más brillo en algunos partidos, o con más carácter y practicidad en otros, el equipo dirigido por Marcelo Gallardo coronó una formidable campaña en la Copa Sudamericana, que finalizó de manera invicta, con ocho triunfos y dos empates en diez partidos que dan cuenta de la solidez que lo catapultó a reencontrarse con el festejo a nivel internacional.

Tras la premación y la vuelta olímpica, los hinchas de River se fueron concentrando en el Obelisco, en pleno centro de Buenos Aires, tradicional cita para los festejos de conquistas deportivas.


Sobre esta noticia

Autor:
Redacción Fútbol (17570 noticias)
Fuente:
AFP
Visitas:
5786
Licencia:
Copyright autor
¿Problemas con esta noticia?
×
Denunciar esta noticia por

Denunciar

Comentarios

Aún no hay comentarios en esta noticia.